Reducción de costos

La reducción de costos de una empresa puede provenir de diferentes razones como la falta de liquidez o la reducción de las ventas, pero en cualquier situación se busca mantener en contienda a la empresa. Por ello, tomar esta decisión puede ser una estrategia de acción inmediata que puede tener beneficios futuros.

¿Qué es?

La reducción de costos se refiere al proceso que llevan a cabo diversas empresas con la intención de minimizar sus gastos e incrementar sus ganancias. Este concepto comprende el análisis continúo de todas las actividades empresariales para tomar decisiones oportunas y aplicar una serie de acciones con las que se logre aumentar la competitividad mediante la mejora de procesos, productos, servicios y costos.

Cuando se aplica una estrategia de reducción de costos se busca elevar la rentabilidad de la empresa y por ende, la productividad. En palabras más simples, se pretende hacer más por menos, producir más con el presupuesto y los recursos que se tienen o bien, producir la misma cantidad con menores gastos; cualquiera de los dos casos el objetivo es reducir los costos.

Una óptima reducción de costos conduce a tener una mayor flexibilidad y apertura para aprovechar las oportunidades del mercado. Por ello, es indispensable saber manejar las ventajas que ofrece esta iniciativa que, para algunas empresas sigue siendo un gran reto que trae consigo:

  1. Reducciones inmediatas
  2. Proceso de reducción controlado
  3. Cambios internos necesarios para mejorar

¿Cómo reducir los costos de producción?

De acuerdo con los productos o servicios que ofrezca la empresa, las estrategias de reducción de costos pueden variar debido a las decisiones que se propongan y apliquen en el desarrollo de algún producto, las cuales estarán orientadas en impactar de manera positiva el costo de este. 

Un acto común entre las empresas es el lanzar al mercado un servicio o producto, sin poner mucha atención al costo, pero este tiene un papel relevante. Por esta razón, la clave está en hacer gastos e inversiones inteligentes para evitar fugas en gastos de los que se puede prescindir.

Conoce la solución ideal a tu necesidad

Consolidación de proveedores

Los proveedores son quienes proporcionan los recursos que van directo a la cadena de producción. Por lo tanto, una buena estrategia puede ser consolidar nuevos abastecedores de los mismos bienes, pero con mejor precio de compra, de esta manera es posible abrir nuevas rutas de suministro.

Otra posibilidad es negociar con los proveedores actuales con la intención de justificar la reducción de costos que a ambas partes les siga generando ingresos y por supuesto, les convenga a largo plazo.

Consolidación de componentes

Este punto tiene relación con el anterior, ya que al igual que en el caso de los proveedores, se puede aplicar la misma estrategia en la adquisición de los componentes que ponen en marcha cada producción. Es decir, se pueden buscar nuevos recursos de menor costo que sean útiles para fabricar los productos o bien, innovar con el uso de otros bienes que se alineen al giro de la empresa.

Aprovisionamiento de países de bajo costo

Mediante esta estrategia es posible borrar barreras de comercio global con la intención de llevar a países de bajo costo el producto o servicio que se produce, lo que trae ganancias para la empresa. Se puede acercar la oferta comercial en países donde hay una mayor demanda y al mismo tiempo, canales de comercialización.

Solicitud de cotizaciones (RFQ)

Request For Quotation, en español solicitud de cotizaciones, es un procedimiento empresarial cuyo objetivo es integrar a los proveedores dentro de un método de selección, en el que comunican el precio al que podrían acceder para suministrar un producto o servicio específico.

Esta solicitud debe incluir las características de los productos o servicios para tener la seguridad de que todos los proveedores subastan sobre el mismo y mientras más detalles se incluyan, se obtendrá más exactitud para comparar los precios recibidos y tomar una decisión adecuada.

Ingeniería de valor

Este es un sistema que ayuda a analizar e implementar medidas correctivas a un servicio o producto, con él se busca sacar el máximo provecho de todos los recursos y disminuir los costos de producción para mantener o en medida de lo posible, aumentar la productividad y la calidad, sin dejar de lado las expectativas de los clientes.

Diseño para ensamble

DPE es un proceso con el que se diseñan ciertos productos debido a la facilidad de ensamble que ofrece. Cuando un producto tiene un menor número de piezas, se requiere menor tiempo y esfuerzo para montar, lo que en consecuencia ayuda en la reducción de costos.
De manera general, la reducción de piezas en un producto trae consigo un beneficio a la hora de reducir el costo total del producto, lo que ayuda a tener una mejor respuesta del mercado y a incrementar la rentabilidad de la empresa.

Benchmarking

El benchmarking es un proceso que se ejecuta de manera continua y toma como referencia los productos, servicios y procedimientos de trabajo que aplican las empresas líderes. Es un método comparativo que contrapone los procesos de una empresa con los de su competencia.
Analizar a las empresas del mismo giro, no significa que se puede replicar lo que están haciendo bien; más bien, se trata de implementarlo haciendo las respectivas mejoras y adaptarlas a la producción para lograr destacar dentro del mercado.